Fanáticos y fundamentalistas

Hace algunos días, un amigo me criticaba por haber mencionado la expresión “la vida debe continuar en nuestra Honduras”. Hacía alusión a continuar poniendo el dedo en la llaga de la ilegalidad del reciente proceso electoral. Respeto la postura de algunos en mantener su oposición al partido de gobierno. Personalmente manifesté de forma pública mi …